Actualidad

DESARROLLO SOCIAL ENTREGA TABLETS A NIÑOS, NIÑAS Y ADOLESCENTES DEL PROGRAMA ABRIENDO CAMINOS EJECUTADO POR UNIVERSIDAD SANTO TOMÁS

Acortar la brecha digital  que se ha generado en el marco de esta pandemia para ejecutar programas con los grupos más vulnerables es uno de los objetivos de la entrega de más de sesenta tablets  a niños, niñas y adolescentes que integran el programa “Abriendo Caminos” del Ministerio de Desarrollo Social.

Este programa  “Abriendo Caminos” es ejecutado gracias al convenio suscrito con la Universidad Santo Tomás Valdivia, liderado por su rectora, Laura Bertolotto.

“Uno de los mayores inconvenientes detectados durante el transcurso de esta pandemia para la ejecución del programa y llevar adelante las intervenciones con las familias más vulnerables a los cuales son destinados este tipo de programas,  es efectivamente la brecha digital, y es por ello, que se tomaron decisiones estratégicas, en cuanto a reorientación de recursos y también a la aplicación de nuevas prácticas a que faciliten y favorezcan el desarrollo del programa”, indicó la Seremi de Desarrollo Social y Familia de la Región de Los Ríos, Ann Hunter.

Los beneficiarios pertenecen a las comunas de Valdivia, Mariquina y Paillaco y son parte de la versión 2019 del programa ejecutado durante el 2020. La intervención  psicosocial del programa es de dos años.

La rectora de la Universidad Laura Bertolotto, destacó el trabajo que ha estado llevando adelante el equipo de profesionales y académicos que la universidad.  “En medio de esta crisis sanitaria que estamos viviendo, el desarrollo de este tipo de programa  cobra aún más sentido. Estamos llegando con ayuda profesional integral a niños y jóvenes a quienes podemos cambiar su futuro y eso está en la razón de ser de nuestra institución, y me llena de orgullo el amor y compromiso de mi equipo de trabajo”.

 

Sobre el Programa

El programa Abriendo Caminos es una estrategia de promoción y protección social dirigida a los niños, niñas y adolescentes de 0 a 18 años, con un adulto significativo privado de libertad y su cuidador principal.

Su principal objetivo es apoyar a estos niños, niñas y adolescentes, no dejarlos solos y buscar mitigar los efectos psicológicos, familiares y sociales que les provoca la separación forzosa prolongada del adulto privado de libertad.

Por último, se les entrega asesoría profesional integral a través de un diagnóstico, un acompañamiento, con el principal objetivo que la situación que enfrenten no afecte su adecuado desarrollo y bienestar, en áreas  como su Salud, Educación, Protección de Derechos, su relación familiar, trabajo u otras redes.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba